NACIONAL

Domingo 20 de Julio de 2008

Corte acogió recurso de protección de marido:
Muere mujer testigo de Jehová que se negó a transfusión

Esposo anuncia acciones legales por no obedecer decisión judicial. Mientras, la Clínica Indisa dice que no era necesario ese procedimiento.

CRISTIÁN LUCERO Y CINTHYA CARVAJAL

Enrique Cantero se ve triste; sus ojos enrojecidos y su rostro cansado. Hace pocas horas quien fuera su esposa durante 23 años, Edith Morales Orellana (52), falleció en la Clínica Isamédica de Rancagua, aquejada de un mieloma múltiple con infiltración medular, leucemia, o cáncer a la sangre, de carácter terminal.

Todavía tiene la convicción de que su esposa, que era de religión Testigos de Jehová, pudo salvar su vida haciéndose una transfusión de sangre en cuanto presentó los primeros síntomas de la enfermedad, en mayo pasado, y fue traslada a la clínica Indisa de Santiago.

Pero la fe de Edith Morales pudo más. Mediante un poder de atención médica firmado ante notario -el que suscriben todos los integrantes de la comunidad religiosa- se opuso.

Entonces, Cantero presentó un recurso de protección ante la Corte de Apelaciones de Santiago, que se acogió porque el derecho a la vida y a la integridad física y psíquica es una garantía constitucional. Pero nunca se procedió a la transfusión de sangre para elevar el nivel de glóbulos rojos de la mujer.

"El tratamiento de esta enfermedad iba por pasos: primero una transfusión y luego quimioterapias, para poder detener el mieloma, pero cuando le hablaban del asunto, ella se negaba, hasta que se fue agravando más", recuerda el esposo.

La mujer solicitó este viernes su traslado a Rancagua, "pero lamentablemente vivió un día y ahora estamos velándola; a la Clínica Isamédica ingresó como paciente terminal y no respondía a los medicamentos", explica su esposo.

Cantero denuncia que la Clínica Indisa no cumplió con el mandato judicial "que permitía hacer una transfusión de sangre a mi esposa; ellos deberán investigar después qué pasó, por qué los doctores no lo hicieron".

Agrega que está dispuesto a presentar algún recurso ante la justicia, que podría ser por desacato, o bien acciones civiles por falta de servicio. "Yo voy a seguir acciones legales hasta las últimas consecuencias, porque hay muchas personas que están en el caso mío. También voy a analizar acciones contra los Testigos de Jehová, hay que estudiarlo".

En tanto, en la Clínica Indisa se informó que "nunca fue necesaria la transfusión de sangre", ya que la paciente evolucionó bien al tratamiento y fue dada de alta. "Si hubiese sido necesario, se habría tenido que tomar una decisión", señalaron.

Uno de los ministros de la Corte que vio el caso, Mario Carroza, explicó a este diario que no era una "orden" sino una autorización al doctor, "y quedaba libre el camino para que los médicos optaran".

SUPREMA

APELACIÓN de Testigos de Jehová por recurso de protección acogido no se alcanzó a ver en la Corte Suprema.


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales