ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Martes 30 de Diciembre de 2008

Ayer anunció su salida, la que se hizo efectiva el mismo día. Lo reemplazará el presidente del SEP, Rodrigo Azócar:
Roces con Hacienda provocan la salida de Enrique Dávila de la gerencia general de Enap

Para los cercanos a Enap, las pérdidas financieras que ésta enfrenta se deben a los roles extra que ha jugado la firma. En Hacienda no aceptan la justificación.

D. BUSTAMANTE, G. ORELLANA y E. OLIVARES

Once de la mañana de ayer en el hotel Intercontinental. Una ovación se escucha en uno de los salones, ubicado al frente de las oficinas de Enap. Unos 300 funcionarios le brindan el último aplauso al gerente general, Enrique Dávila (60 años). Acaban de ser informados, de primera fuente, de la decisión de Dávila de presentar su renuncia.

Uno de los trabajadores presentes en la cita -conmemorativa del descubrimiento de petróleo en Chile, hace 63 años- reconoce que el último discurso de este ejecutivo cercano al PS explicitó las profundas diferencias con el Ministerio de Hacienda.

Dávila habría planteado que la estatal requería para el próximo año otra persona que tenga una relación más fluida con la cartera que dirige Andrés Velasco, ya que es ésta la que visa los proyectos de la petrolera.

Después del evento en el hotel ubicado en Av. Vitacura, Dávila presentó su renuncia indeclinable al ministro de Minería, Santiago González, quien es presidente del directorio de Enap.

Por la tarde, antes de entrar a la reunión de directorio de la estatal, González dijo que "la renuncia (de Dávila) obedece a razones absolutamente personales. Ya hizo una larga carrera en la empresa, desarrolló y llevó adelante muchos proyectos; por lo tanto, es una opción personal que él hace en este minuto".

La renuncia de Dávila es voluntaria y, por lo tanto, no tiene indemnización. Su reemplazante en Enap será Rodrigo Azócar, actual presidente del Sistema de Empresas Públicas (SEP).

Desgaste acumulado

Críticos del Gobierno a la gestión de Dávila dicen que en Hacienda se evaluaron mal dos elementos de su gestión, los que habrían detonado el último conflicto entre la cartera y la petrolera.

Se señala que el Gobierno le pidió a Dávila elaborar un plan de operaciones que justificara el monto de la capitalización que se le ofreció a la empresa por US$ 250 millones y que se anunció en junio pasado. Sin embargo, el ex mandamás de la petrolera se habría demorado en despachar su reporte, lo que generó el retraso en la tramitación del proyecto en el Congreso.

Un segundo elemento tiene que ver con la justificación dada por Enap de la crítica situación financiera. Según estos personeros consultados por "El Mercurio", Dávila se escudó en la deuda que mantenía el fisco con Enap por las platas del Fepco -Enap debió hacer un fuerte esfuerzo financiero para no subir los precios de las gasolinas-, pero, según las fuentes, esta deuda ya está saldada, aunque la entrega de estos recursos tardó más de cinco meses y se concretó sólo hace un par de semanas.

En cambio, dicen, la razón más fuerte que explicaría el problema sería la deficiente política de coberturas de la empresa ante el precio del petróleo, pues sólo el 20% de sus compras cuenta con este seguro.

En Enap, no obstante, la molestia con Hacienda era evidente desde, al menos, algunos meses. La principal crítica apuntaba a que el Gobierno no se llevó el peso de la crisis y tampoco salió a respaldar públicamente la gestión de Enap, siendo que la firma debía salir a dar explicaciones por las millonarias pérdidas que acumulaba cada trimestre.

Estas situaciones y la desgastada relación con Hacienda habrían motivado a Dávila a presentar su renuncia al cargo y así evitar que el conflicto tocara, por ejemplo, el plan de trabajos de la estatal, tal como lo entendieron los trabajadores de ésta. "Acá queda demostrado que es Hacienda el que verdaderamente gobierna", afirmó Jorge Matute, presidente de la federación de trabajadores petroleros.

>> Los conflictos y obstáculos del ex timonel con la Moneda

Más de un episodio complejo marcó la relación entre Enrique Dávila y el Gobierno durante los casi 18 años en que el saliente gerente general de Enap trabajó en la petrolera. Al saliente timonel de la empresa estatal y a su círculo más cercano les gusta recalcar que la empresa que hasta ayer dirigió fue el sostén energético del país -lo que también fue resaltado por el ministro de minería y presidente del directorio de la estatal, Santiago González-, al extremar esfuerzos para que no faltara diésel y, por ende, electricidad, en medio de la crisis energética.

El primer roce entre Dávila y la Concertación fue en 2000, por el caso "indemnizaciones". Parlamentarios lo cuestionaron por obtener unos $100 millones de indemnización por su salida de la gerencia de Petrox. Tras eso pasó a ocupar una de las gerencias de Enap.

Otro roce entre Dávila y el Ejecutivo se dio a comienzos de 2008. Enap pretendía instalar en Chile la sociedad Primax -filial de la estatal que distribuye combustibles en Perú y Ecuador, en asociación con el grupo peruano Romero- y adquirir la cadena YPF.

La evaluación que se hizo en Enap decía que con ese negocio cerraría el círculo y se transformaría en petrolera integral, sumando los negocios de producción -Enap extrae petróleo crudo en Magallanes y fuera de Chile, en cantidades bajas-, refinación y distribución.

El portazo de Hacienda al no visar el negocio fue un balde de agua fría. La historia sigue. A mediados de año, Enap debió recibir vales endosables de Terpel y Copec para que éstas, a su vez, entregaran diésel a los operadores del Transantiago. La fórmula se transformó, en la práctica, en un préstamo de Enap al Transantiago. La operatividad del Fepco -diseñada por Hacienda- provocó fuertes pérdidas a Enap. "Debió resistir solita", dice una fuente cercana a la estatal.


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Los trabajadores de la estatal apuntaron al ministro de Hacienda, Andrés Velasco, por la renuncia de Dávila.
Los trabajadores de la estatal apuntaron al ministro de Hacienda, Andrés Velasco, por la renuncia de Dávila.
Foto:FERNANDO HERRERA


[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales