ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Sábado 18 de Octubre de 2003

Comercio:
Falabella y Sodimac anuncian su nuevo plan de inversiones, tras aprobar fusión

El nuevo conglomerado apunta hacia la internacionalización, lo que pasa por consolidar Perú y mirar hacia México y Brasil.
CHRISTIAN VIANCOS

Ya nació un gigante del comercio no sólo chileno, sino que latinoamericano. Los accionistas de Falabella aprobaron la ansiada fusión con Sodimac, conglomerado comercial que ya anticipa que durante este año alcanzará utilidades por $110 mil millones, monto que supera en nada menos que 23% las ganancias obtenidas por ambas empresas en 2002.

Para tener una idea, ese nivel de retornos deja a Falabella con una capacidad financiera capaz de solventar con recursos propios una inversión anual de US$100 millones, lo que es equivalente a instalar 5 a 6 locales nuevos por año.

Tras el cierre de la operación, Dersa - ligada a la familia Del Río- se quedó con el 22,4% de propiedad. En cambio, las hermanas Liliana Solari, María Luisa Solari y Teresa Solari, mantendrán alrededor del 13% cada una.

A estos porcentajes se suman el 12,8% de Reinaldo Solari, el 12,6% de Juan Cúneo Solari, el 2,4% de Sergio Cardone Solari y otros accionistas minoritarios que mantienen aproximadamente el 10,8%.

Planes y tareas

En el futuro la composición de la propiedad podría cambiar porque existe el interés de abrir más la empresa en Bolsa, a más inversionistas no ligados al grupo controlador en la empresa.

En la junta extraordinaria de Falabella había mucha adrenalina entre los miembros de las familias Solari y Del Río, quienes por primera vez se sentaron juntos en el directorio de la cadena comercial. Por lo mismo, quedó en evidencia que todavía hay muchos aspectos que deben conversar, estudiar y definir, a la hora de abordar la estrategia que seguirá Falabella y su nueva filial Sodimac. Al menos, así lo reconoció el presidente de esta última sociedad, José Luis del Río, quien afirmó que "estamos recién trabajando en conjunto. Tenemos que conversar muchas cosas para que los beneficios de esta operación se concreten".

Lo que está claro es que el nuevo plan de inversiones lo tendrán afinado en noviembre, según comentó el gerente general de Falabella, Pablo Turner, quien entregó algunos adelantos de lo que viene.

"La estrategia pasará por consolidar la fusión, capturar sinergias, mejorar el servicio a los consumidores y mantener el crecimiento de todas las divisiones".

Agregó que la nueva compañía abrirá un Saga Falabella y un supermercado Totus en Perú en noviembre de este año. En cambio, Sodimac inaugurará su séptimo local en Cali, Colombia, durante diciembre.

En el área de supermercados ya no están detrás de los locales de Santa Isabel, en Perú. Tampoco les interesa ese negocio en Chile.

A nivel de clientes la principal novedad es que a partir de hoy la tarjeta CMR Falabella podrá ser utilizada en todos los locales de Sodimac. Aunque la tarjeta de esta última tienda seguirá operando, según José Luis del Río, lo más probable es que a la larga desaparezca.

Los planes para 2004 consideran el ingreso de Sodimac a Perú. El presidente de Falabella, Reinaldo Solari, comentó que tienen un sitio en Lima, donde se instalará esa cadena comercial junto a un Totus.

México en la mira

Por otra parte, José Luis del Río indicó que Sodimac invertirá US$100 millones el próximo año, recursos que permitirán abrir tiendas en Chile y Perú.

También están muy interesados en incursionar en México y Brasil, países donde esperan ingresar en una segunda etapa de expansión, que se puede dar en 2005.

Un aspecto que habrá que definir es qué pasará con las tiendas Home Store, que están cerca de los Sodimac. McKinsey fue contratada para asesorarlos en el uso de las marcas y la forma como pueden capturar mejor las sinergias.

En todo caso, para José Luis del Río lo más probable es que se cierren algunos locales de Home Store y otros de Sodimac, lo que está en estudio. El director de Falabella, Carlos Heller, indicó que tiene la idea de que algunos de los locales pueden ser redefinidos para dedicarse al negocio del food.

Los bancos separados

El negocio financiero quedó definitivamente al margen de la fusión que acaban de concretar Falabella con Sodimac. En forma independiente seguirán operando con el Banco Conosur, de la familia Del Río, y el Banco Falabella.

"Llegamos a un acuerdo en retail y no en el área bancaria", explicó José Luis del Río, quien aseguró que no tienen previsto en el futuro juntar ambos negocios financieros. A pesar de que están en una misma área se estima que no tiene tanto sentido unir esas empresas, considerando que operan en mercados distintos y también abarcan segmentos de clientes diferentes.

"Así que es totalmente legítimo seguir cada uno por su lado en el negocio de créditos financieros para las personas" indicó el empresario.

Las sinergias en el área crediticia entre ambos grupos estarán concentradas solamente a nivel de las tiendas comerciales y específicamente con la tarjeta de créditos que ofrece directamente Falabella, con su CMR.




Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Falabella y Sodimac formalizaron la construcción del quinto mayor grupo comercial de Latinoamérica, con grandes planes para explorar no sólo el mercado local, sino que también apuntar hacia otros países.
Falabella y Sodimac formalizaron la construcción del quinto mayor grupo comercial de Latinoamérica, con grandes planes para explorar no sólo el mercado local, sino que también apuntar hacia otros países.
Foto:Jorge Jouanet
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales