ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Domingo 22 de Diciembre de 2002

AUTOEXIGENCIA, COMPROMISO Y LIBERTAD. Distintos estilos, raíces comunes:
La impronta Tomic

Los hijos del ex candidato a la presidencia de la DC cuentan que el ejemplo de su padre los marcó indeleblemente en sus destinos personales y profesionales. De su feliz infancia, experiencias fuera de Chile y trayectorias laborales conversaron con Enfoques.
María Cristina Silva Méndez

Los hijos de Radomiro Tomic cuentan que las fuertes palabras de San Pablo "vita hominis, militia est" (la vida del hombre es lucha) eran un verdadero mandato para su padre. Gracias a esta filsofía, "nunca se jubiló de chileno" - fue diputado, senador, embajador en Washington y candidato presidencial por la DC- y siempre estuvo dispuesto a llegar a la confrontación con tal de defender lo que consideraba verdadero y justo.

"Le molestaba la frase me da lo mismo. Nos decía que teníamos que tener una prioridad, que debíamos jugarnos por algo", recuerda Felipe, el quinto de los Tomic Errázuriz.

A 10 años de la muerte del político reconocido como un artista de la oratoria, sus hijos dan prueba de haber seguido el mandato paterno al pie de la letra. Cada uno en lo suyo, demuestran que nada "les da lo mismo" y que se involucran con todo en lo que hacen.

Los más conocidos, por su aparición en los medios, son Blas (52, presidente ejecutivo de VTR) y Francisco (43, vicepresidente de desarrollo humano y de finanzas de Codelco).

Los demás hombres de la familia son Esteban (59, ex concejal DC, embajador ante la OEA), Carlos (58, ingeniero comercial dedicado a la asesoría en temas mineros), Gabriel (56, dueño de la empresa Ecomet) y Felipe (55, director para Sudamérica de Atento Holding).

El ala femenina está integrada por Amaya (61, sicóloga) y Olaya (54, profesora de inglés). Otro hermano, Juan Cristóbal - a quien llamaban cariñosamente "el ocho" por ser el octavo del clan- murió el '73, cuando tenía 22 años.

Aunque a estas alturas del partido los Tomic Errázuriz tienen ganado el respeto del mundo ejecutivo y empresarial por sus propios logros, lo cierto es que durante años fueron reconocidos como "hijos de". Esta realidad, confiesan, llevó a muchos de ellos a alejarse de Chile durante el gobierno militar: "El ambiente era muy agresivo para nosotros; ser Tomic implicaba ser opositor al gobierno de Pinochet", recuerdan.

Pese a que son bastante cosmopolitas, el lugar que más los identifica es el norte de Chile. Antofagasta fue la ciudad elegida por su abuelo Esteban Tomic Dvornik para instalarse tras llegar de la actual Croacia, y en Calama residió su padre hasta los 17 años. Por ello, la minería del cobre es uno de sus amores.

De niños los Tomic lo pasaron bien. Recuerdan los veraneos en Algarrobo, los partidos de polo en bicicleta y el fútbol con los vecinos: "El papá organizaba guerras de calcetines llenos de harina y competencias de barcos que flotaban en la tina", recuerda Gabriel.

Los primeros martes de cada mes los hermanos se juntan a las ocho y media de la noche en la casa de Blas. No falta nadie, sólo los que viven fuera de Santiago: Esteban en Washington y Olaya en Temuco. A estas citas se le suman los almuerzos que hace su cariñosa madre, Olaya Errázuriz, todos los jueves, a los cuales llegan en promedio 4 hermanos.

Francisco, el minero

Últimamente el nombre del menor del grupo ha aparecido con bastante frecuencia en la prensa. Debido a la polémica provocada en Codelco por el aumento de los costos del traslado desde Chuquicamata a Calama, a su cargo estable en la minera debió sumarle el de gerente general interino de Codelco Norte.

Para Francisco (casado con Dominique Pascal, 3 hijos) su trabajo en la minera estatal combina a la perfección su realización personal y profesional: "Gracias a mi padre tengo la imagen del pionero de la minería súper emotivo, apegado a Chile, de muchos valores y trabajo".

Según cuenta, ser el menor fue fácil ya que todos lo cuidaban. Jamás se sintió presionado por destacar, al contrario, fue tratado con mucha menos exigencia que el resto.

Tras vivir fuera de Chile casi 21 años - en Ginebra, cuando su padre trabajó en la UNCTAD; en Brighton, Inglaterra, donde estudió economía, y en California, donde se doctoró y trabajó- , Francisco volvió a Chile el '87 e ingresó como investigador asociado de la Cepal.

Luego trabajó en Minera Pudahuel, fue gerente general de CB Inmobiliaria, presidió el comité latinoamericano de la minera Cyprus AmaxChile y en 1998 encabezó la creación del Consejo Minero. Cuando fue llamado a integrarse a Codelco se desempeñaba como vicepresidente de comercialización y asuntos corporativos de Escondida.

Reflexivo, con harto sentido del humor y ex karateca, Francisco se declara una persona consecuente, que hace y dice lo que piensa.

Los rumbos de Blas y Esteban

"Siempre pensé que quería ser ejecutivo de empresas. Pero al principio me imaginaba desarrollándome en el ambiente de la Corfo", confiesa Blas Tomic.

Si bien ya lleva 16 años en el mundo de la empresa - 4 de los cuales como presidente de VTR- , sus antecedentes hacían pensar que su camino iba a ser otro. Fue dirigente estudiantil de la izquierda, colaboró directamente con el Cardenal Silva Henríquez y trabajó en la Cepal y en la OIT, en esta última en un proyecto dirigido por Ricardo Lagos.

Como ejecutivo está más que contento. Hoy VTR controla el 60 % de la televisión por cable y su afán es consolidar la empresa como la segunda de telefonía fija en Chile y en la primera proveedora del servicio de banda ancha.

Su gestión no ha pasado inadvertida en el medio de las telecomunicaciones. Tuvo la osadía de traer el canal Playboy a Chile, y de acusar a Telefónica CTC de manipular los resultados contables de la firma, para exhibir un monto artificialmente elaborado de pérdidas.

A Blas (casado con Stacy Steimel, 5 hijos) le gusta ver la vida como un juego, con un sentido deportivo. "Si uno no hace eso, vive en un permanente drama. Hay que jugársela a fondo pero no preocuparse tanto del resultado".

En cuanto a Esteban, tres son los momentos de su educación que menciona con un énfasis especial: su partida a la Escuela Militar a los 13 años en un afán de independencia, la recepción del premio Tocornal como mejor alumno de su promoción de Derecho en la UC y su permanencia en la Universidad Libre de Berlín.

Como estudiante de ciencia política en dicho plantel alemán entre 1964 y 1967, le tocó ser testigo directo de la rebelión universitaria que tuvo lugar en Europa. De hecho, fue compañero de curso del joven revolucionario Rudy Dutschke, quien planteó una sublevación pacífica en el agitado París del '68.

De vuelta en Chile organizó la Dirección de Relaciones Económicas Internacionales de la Cancillería (Direcon) y luego volvió a Alemania como ministro consejero de la embajada de Chile en Alemania. En eso estuvo hasta septiembre del '73. Tras 11 años en el exilio regresó a Chile el '84 y se dedicó a la abogacía. Más tarde fue haciéndose su espacio en la DC y llegó a ser concejal de Las Condes.

Desde julio de 2000 reside en Washington por su cargo en la OEA. Es pareja de Susanne Huneeus y tiene 3 hijos.

"Esteban es el culto de la familia. Tuvimos la suerte de tenerlo para que le respondiera al papá preguntas como ¿cuál es la frase célebre de Churchill?", dice Felipe.

Dos mujeres de bajo perfil

Las Tomic son hogareñas y dedicadas a sus familias. Ambas cuentan que son tranquilas y que gozan con sus hijos y nietos.

Amaya (casada con Patricio Grove, 4 hijos y 10 nietos) estudió psicología en la UC cuando ya había tenido a sus hijos. Antes había estudiado idiomas - alemán, inglés y francés- pero se había dado cuenta de que lo suyo era algo relacionado con la biología.

Tras recibirse el '89 trabajó un tiempo haciendo talleres de psicología en La Florida y Lo Barnechea. Actualmente estudia ópera y se dedica a las manualidades.

Reconoce que no tiene buen genio. "Me parezco a mi padre en el temperamento. Él era bien directo y a mí no me gusta cuidar la imagen, pensar en el qué dirán", asegura.

A Olaya del Cielo ("la Cielo") no le gusta hablar de sí misma. Sus hermanos dicen que tiene una voluntad de oro, que hay que tener cuidado para no abusar de su buena disposición. Casada con Eduardo Díaz, tiene 5 hijos y 4 nietos. Es profesora de inglés de la UC y trabaja en las finanzas de la Radio Frontera, en Temuco.

Con diferentes profesiones, trayectorias e intereses, Carlos y Gabriel tienen en común que ambos trabajan de manera independiente.

Carlos (casado con Carmen López, 3 hijos) es ingeniero comercial de la UC. Actualmente se dedica a la elaboración de estudios para el ministerio de Minería, tema que conoce bien gracias a su paso por Codelco en los 70.

De la minera se fue el '75, ya que vio que por su militancia DC le iba a ser muy difícil hacer carrera en la empresa. Entonces partió a Venezuela, donde trabajó en la industria petrolera. Regresó a Chile el '89. En el discurso de Carlos se nota que la religión católica y la organización de la sociedad son temas que lo motivan. "Creo que el cristiano recibió el mensaje del Buen Samaritano y la Parábola de los Talentos, y debe tenerlas en cuenta", comenta.

Su hermano Gabriel - "el más sociable de todos" a juicio de Amaya- es el único empresario. Desde el '76 tiene su compañía de contenedores habitacionales Ecomet S.A., la que elabora campamentos para la minería y empresas constructoras.

Cientista político de la U. de Chile, tras egresar estuvo a punto de entrar al ministerio de RR.EE., pero finalmente se inclinó por asumir la gerencia de operaciones de la empresa minera familiar Santa Juanita, en Calama. En eso estuvo 7 años hasta que creó su empresa.

La intensa vida de Felipe

El dolor más grande en la vida de Felipe es haber visto morir a su hermano Juan Cristóbal cuando éste estaba exiliado en Londres, por un aneurisma provocado por el estrés que vivía.

"Era el mejor de todos", dice de el ocho. Multifacético, cariñoso y disponible para hacer las cosas que uno prefería que hiciera otro".

De los múltiples viajes que ha realizado, el más afortunado fue el que hizo con Blas a Dinamarca, Noruega, Suecia y Finlandia, ya que conoció a la danesa Tove Lindholm, con quien lleva 27 años de matrimonio y tiene 2 hijos: "Me gustó tanto que cuando terminamos el recorrido, en vez de volver a Londres - donde estudiaba un doctorado en metalurgia del cobre- me fui a Copenhague. Después seguimos visitándonos", cuenta.

Felipe cambió la metalurgia del cobre en Londres por la economía y las ciencias sociales en Lyon, lo que le permitió estar más cerca de su amor. Tras casarse volvieron a Chile, donde él presidió la Fundación Cardenal Cardjin.

El '79 partió a Nicaragua a colaborar en un programa para la reconstrucción del país. De vuelta en Chile se dedicó al tema de las migraciones y a la consultoría internacional.

Desde el '95, que entró a CTC como gerente de negocios internacionales, está en el sector privado. En su actual puesto en Atento Holding, propiedad del grupo Telefónica de España, tiene a su cargo las operaciones de la compañía en Brasil, Argentina, Chile, Perú, Colombia y Venezuela.

Identidades

Amaya Tomic

Se educó en el Colegio Las Ursulinas. Es psicóloga de la Universidad Católica.

Esteban Tomic

Estudió en el Colegio San Ignacio y en el Verbo Divino. Estuvo en la Escuela Militar.
Se tituló de abogado en la UC y de cientista político de la Universidad Libre de Berlín.
Es embajador de Chile ante la OEA.

Carlos Tomic

Salió del Colegio Verbo Divino. Estudió ingeniería comercial en la UC. Se dedica a la asesoría en temas relacionados con servicios a la minería.

Gabriel Tomic

Egresó del Colegio Verbo Divino y estudió ciencias políticas en la Universidad de Chile.
Es dueño de la fábrica de contenedores habitacionales Ecomet S.A.

Felipe Tomic

Egresó del Colegio Verbo Divino y estudió ingeniería civil en la Universidad de Chile.
Hizo un postgrado en economía y ciencias sociales en la Universidad de Lyon, Francia.
Es director regional para Sudamérica de Atento Holding.

Blas Tomic

Egresó del Colegio Verbo Divino y estudió ingeniería civil industrial en la U. de Chile.
Sacó un doctorado en economía del desarrollo en la Universidad de Sussex, Inglaterra.
Es presidente ejecutivo de VTR.

Francisco Tomic

Estuvo en el San Ignacio, y otros colegios en el extranjero. Estudió economía en la universidad inglesa de Sussex. Es doctor en economía, educación e ingeniería en la U. de Stanford. Es vicepresidente de desarrollo humano y de finanzas de Codelco.


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
En la foto no aparecen Olaya ni Francisco. Por sus actividades, reunirlos a todos es una verdadera odisea.
En la foto no aparecen Olaya ni Francisco. Por sus actividades, reunirlos a todos es una verdadera odisea.
Foto:José Alvújar


[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales