NACIONAL

Domingo 20 de Octubre de 2002

Mideplan:
Ministra rechaza temores sobre Chile Solidario

"Me preocupa que se pongan en duda el objetivo ético y la misión de la iniciativa, así como la dignidad de los profesionales que están en ese trabajo", señala Cecilia Pérez.
FRANKLIN ZEBALLOS

Una férrea defensa de Chile Solidario, proyecto emblemático del gobierno de Ricardo Lagos, y su rechazo a temores sobre una eventual utilización política de esta iniciativa, formuló la ministra de Planificación y Cooperación, Cecilia Pérez.

El proyecto inició la semana pasada su tramitación en la Cámara de Diputados y pretende terminar con la extrema pobreza en 2005.

En este contexto, Cecilia Pérez salió al ruedo por primera vez para desestimar recientes denuncias de los diputados Marcela Cubillos y Víctor Pérez, de la UDI, sobre un posible manejo político de la iniciativa o de puestos de trabajo asociados a Chile Solidario.

Enfática, Cecilia Pérez recalcó que a un mes del anuncio presidencial, el 21 de mayo, se reunió con todos los sectores políticos a los que les subrayó - "lo reitero ahora y se puede constatar"- que el trabajo de mediación que hacen los apoyos familiares (monitores contratados) es estrictamente profesional y exige una rigurosidad y competencia que excluye absolutamente a quienes no tengan competencia".

Agrega que más del 50 por ciento de los apoyos familiares son funcionarios municipales o de las redes públicas locales y el resto son profesionales seleccionados y capacitados por el Fosis.

También refutó a Víctor Pérez, quien dice que el Gobierno se comprometió a destinar recursos a los municipios para los sueldos de los monitores y luego cambió esa instrucción y el personal puesto por el Fosis sigue recibiendo remuneraciones de la entidad, lo que significaría que se quiere mantener el control de estas personas.

Señala que hay que distinguir lo que fue la experiencia piloto en cuatro regiones y el plan Chile Solidario, que empieza a funcionar en mayo con otra dimensión y cobertura. Añadió que el Fosis está regulado por la Contraloría.

Cecilia Pérez también desestimó los temores del diputado Pablo Lorenzini (DC) en cuanto a que Chile Solidario se pueda transformar en un "ejercicio electoral".

"Me preocupa que se pongan en duda el objetivo ético y la misión de Chile Solidario, así como la dignidad de los profesionales que están en ese trabajo", recalca.

Agrega que puede dar fe de que son mayoritariamente trabajadores municipales que reconocen y valoran, más allá de las dificultades operativas, la posibilidad de concretar en forma distinta el trabajo social con las familias más pobres; y profesionales mayoritariamente sin filiación política.

El sistema Chile Solidario es una iniciativa novedosa en su aplicación, pues busca incorporar como sujetos de derecho a los beneficiados para que puedan resolver y superar la indigencia, lo que descarta, por lo tanto, una estrategia exclusivamente monetaria.

La iniciativa legal fue anunciada el 21 de mayo por el Presidente Ricardo Lagos y su financiamiento está contemplado en el proyecto de ley que determina recursos para el plan AUGE.

Establece un sistema de protección social para los sectores indigentes que incluye apoyo sicosocial y bono de protección a la familia; acceso preferente a subsidios monetarios, y a programas de protección, a cargo de Mideplan, a través del esfuerzo de diversos órganos del Estado e instituciones de la sociedad civil.




Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales