REVISTA YA

Martes 29 de Diciembre de 2009

 
La historia de cada uno

Paula Serrano, sicóloga Cuando el Año Nuevo amenaza con recuerdos y fantasmas del pasado, del que fue pero también del que no fue y nunca será, habría que ponerse a pensar que la historia de cada uno es y será para siempre la que fue. Lo que podemos cambiar es la manera de interpretarla.

Quejarse es inútil, llorar es rico la primera vez, pero la repetición lo hace banal. Culpar a otros tampoco ayuda, porque crea resentimientos inútiles. Entonces, ¿qué hacer?

Sugiero la ternura para este Año Nuevo. Ternura con esos padres que se equivocaron tanto, con esos hermanos que nos hostilizaron, con las amigas que nos traicionaron, con los amores que no resultaron. Así fue, y quedaron sin duda pequeñas y grandes heridas, pero la vida de todos es así. No hay buen corazón sin heridas, no hay persona normal y sensible que no mire con tristeza aspectos de su pasado. Cuando algo le pasa a todo mundo, podemos pensar que la naturaleza humana y la vida en comunidad no pueden ser de otra manera, y ése es, sin duda, un consuelo.

También ayuda el humor. Tratar, por ejemplo, de imaginar una vida distinta, con otros padres y otros amores con otro cuerpo y otros ojos para mirar de otra manera. Sería divertido ser otra u otro. Y eso nos lleva a la fantasía, y de ahí pasamos a sentir que en realidad no quisiéramos ser nadie distinto de nosotros mismos. Todos estamos un poco enamorados de nuestras neurosis, aunque nos dé vergüenza reconocerlo. Como dicen los sacerdotes, al final de todo se aprende algo y muchas de nuestras cualidades vienen precisamente de nuestras heridas.

Ternura, humor, fantasía y, por último, un deseo. Es tan bueno hacer algo que nunca hicimos. La muerte está en cualquier parte, a la vuelta de la esquina tal vez, y los antojos no son sólo para embarazadas, son para todos en Año Nuevo. Enronces, en este día que anticipa el bicentenario de Chile, hagamos un regalo original: elijamos una locura para hacer este año. Como decía nuestro gran poeta Vicente Huidobro: "Si no hago al menos una locura por día, me vuelvo loco".

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir

  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales