ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Jueves 22 de Febrero de 2001


VTR No Baja la Guardia

Blas Tomic, presidente ejecutivo de VTR, considera inaceptable la pretensión de Telefónica CTC Chile de echar por tierra el decreto tarifario, cuando apenas se están empezando a recoger los frutos de su vigencia.
VTR no duerme. Tampoco piensa bajar la guardia. No quiere que Telefónica CTC Chile, su potente rival, le quite el terreno que ha ganado en estos años.

La historia es la misma de siempre: Telefónica quiere a toda costa revertir su fijación tarifaria, supuesta culpable de todos sus males financieros. Pero si lo logra, se vendrían abajo los planes de VTR, empresa que ha sabido capitalizar cada uno de los espacios de competencia que abrió el decreto tarifario fijado en 1999. No han sido pocos los clientes que esta compañía ha logrado arrebatarle a Telefónica.

En este momento, la decisión está en manos de las autoridades antimonopólicas, las que, en términos simples, deben decidir si en estos dos años de vigencia del decreto tarifario, el sector de las telecomunicaciones ha logrado los niveles de competencia necesarios para la supervivencia de otros actores. Según el presidente ejecutivo de VTR, Blas Tomic, el hecho de que Telefónica haya bajado de más de 90 por ciento a un 85 por ciento su presencia en el segmento de telefonía básica, para nada es suficiente. "Sería francamente increíble que cuando recién comienzan a recogerse los frutos, se cancele el proceso", dice en la siguiente entrevista:

- ¿En qué medida VTR es lo que es gracias al decreto tarifario?

- Nosotros somos lo que somos gracias a un accionista - United Globalcom- , que está arriesgando centenares de millones de dólares en este proyecto. También gracias a que, por las características de nuestro servicio, los clientes nos están escogiendo a un ritmo impresionante. VTR es la empresa que, durante dos años consecutivos, más ha crecido en telefonía fija en Chile. El decreto tarifario para nosotros no es ni bueno ni malo. Es parte de las reglas del juego y es clave que éstas sean estables.

- Esas reglas han permitido en gran medida su crecimiento.

- Como toda normativa, el decreto tarifario fija los parámetros para evaluar las decisiones de inversión y, dentro de esos parámetros, nuestros proyectos son rentables. VTR es hoy una empresa muy ambiciosa, pero no debido al decreto tarifario, ni al marco regulatorio. Es ambiciosa porque en Chile hay mucho potencial para desarrollar el negocio de las telecomunicaciones y, en particular, el de telefonía fija. En todo caso, el proyecto VTR, más allá de la marca y de sus dueños, es uno de los frutos más interesantes que ha producido el actual marco regulatorio.

- ¿En qué sentido?

- El marco regulatorio no se trata sólo de generar competencia, sino condiciones para la incorporación de nuevas tecnologías y productos. Eso es lo que VTR ha estado haciendo en Chile y el mercado lo está reconociendo. Fuimos la primera empresa en el mundo que desplegó una red híbrida de fibra coaxial, que permite proveer simultáneamente y por el mismo cable, telefonía, televisión e internet banda ancha.

- ¿Qué ocurriría si la autoridad determina que el mercado telefónico ya alcanzó un grado de competencia suficiente, como dice Telefónica?

- Eso sería grave. La estabilidad de las reglas del juego es un principio esencial tanto para los inversionistas nacionales como para los extranjeros. Y con el decreto tarifario no se juega. Chile ha adquirido mucho prestigio por su manejo del marco regulatorio y no podemos jugar con eso.

- ¿Esa es la percepción de United Globalcom.?

- Ellos están muy inquietos y, por lo que percibo, eso ocurre con todos los inversionistas de este sector. Frente a eso, como chilenos, tenemos que ser extraordinariamente prudentes. Y no estoy planteando que los marcos regulatorios sean eternos. El mismo marco regulatorio del sector de las telecomunicaciones contempla mecanismos que le permiten evolucionar frente a nuevos desarrollos tecnológicos, la modernización de la economía y la globalización.

- ¿Cuáles son los programas de inversión de VTR?

- United Globalcom, a través de VTR, es probablemente una de las 10 empresas que más invierte en Chile. Hasta este momento estamos invirtiendo entre US$ 100 y US$ 150 millones al año. Entre el 2000 y el 2003 tenemos contemplado invertir alrededor de US$ 500 millones. Este año invertiremos la mayor cifra en la historia de VTR, que podría ser incluso superior a lo que tenemos contemplado si ganamos una licencia de telefonía fija inalámbrica. Pero todo eso está vinculado a la estabilidad de las reglas de juego y, si ellas cambian de manera injustificada, nuestro proceso de inversiones debe ser cuestionado.

- ¿Qué opina de las amenazas de no invertir por parte de Telefónica?

- Las cifras oficiales entregadas por la Subtel en los últimos 15 días indican que nunca ha sido mayor la inversión en el sector de las telecomunicaciones que en estos últimos doce meses. Eso con decreto y con Telefónica diciendo hace doce meses que no está invirtiendo. El año pasado, VTR contrató 800 personas, mientras que Telefónica despidió 2.600. En otras palabras, las amenazas de CTC se están cumpliendo al mismo tiempo que el sector telecomunicaciones en Chile bate todos los récords de inversión. De modo que si Telefónica quiere atarse de manos y presionar, es problema de ellos, pero eso no tiene por qué conducir al cambio del marco regulatorio.

- El empleo y la inversión son temas sensibles y puede haber un costo político importante. Si estuviera en los zapatos del Gobierno, ¿cómo manejaría el tema?

- Con la máxima apertura y transparencia. Y en ese sentido, creo que los procedimientos vigentes - aunque en buena medida no son responsabilidad de las autoridades- , no son los adecuados.

- ¿A qué se refiere?

- Tanto el decreto tarifario de Telefónica, como la presentación que esa compañía acaba de hacer frente a la Comisión Resolutiva Antimonopolios, están sometidos a reserva. Eso quiere decir que nosotros y los usuarios no conocemos los argumentos de Telefónica y no los podemos rebatir. Por otra parte, le hemos pedido a la Fiscalía Nacional Económica que el plazo para que entreguemos todos los antecedentes relativos a este tema (9 de marzo), se extienda. De otro modo es imposible que esta discusión se realice con la seriedad y profundidad que se requiere. Tenemos sólo seis semanas - cuatro de las cuales corresponden a vacaciones- para presentar nuestra propia visión de este tema. Yo creo que no es casualidad que la presentación de Telefónica haya sido en febrero. En esta época hay poca capacidad de respuesta. Pero nosotros la tenemos. VTR no está nunca de vacaciones.

- ¿Tiene confianza en el veredicto de la Fiscalía?

- Tengo mucha confianza en todas las autoridades que constituyen en Chile el marco regulatorio, pero es indudable que existen presiones sobre ellos de parte de Telefónica. Es cosa de leer la prensa, donde desde hace varios meses leemos declaraciones que hablan de poner término a la inversión de Telefónica en Chile, de despidos y de la parálisis del sector. Todos esos mensajes están orientados a provocar un efecto sobre las distintas instancias, que deben decidir objetivamente.

- ¿Sobre qué base puede actuar este organismo?

- Hay precedentes en fallos de la Comisión Resolutiva Antimonopolios que han considerado que un mercado es siempre dominante cuando un solo operador tiene más del 50 por ciento de participación. Por otra parte, la última vez que la Comisión Resolutiva dictaminó que este mercado no era competitivo, CTC tenía una participación algo superior al 90 por ciento. Hoy tiene una participación cercana al 85 por ciento. Ese cambio no debería dar origen a modificación.

- ¿Cree que frente a este caso la Subtel mantendrá la misma línea de la ex-subsecretaria Juanita Gana?

- Subtel es un actor muy relevante en todo este proceso. Yo noto un cambio. El actual subsectretario, Christián Nicolai, está haciendo un esfuerzo por abrir la Subtel a todos los operadores y actores de este sector. Pero falta mucho.

- ¿Teme que el organismo ceda a la presión de Telefónica?

- Creo que no es fácil sustraerse, por ejemplo, a las presiones que se hacen a través de los medios de comunicación. Creo que cuando Telefónica informó que el año pasado perdió US$ 200 millones, incurrió en una presión indebida. Si al analizar los resultados de Telefónica, se dejan de lado factores como pérdidas en telefonía móvil, cambios en las políticas contables o pérdidas por corrección monetaria, Telefónica CTC en lugar de perder US$ 200 millones el año pasado, ganó más de US$ 40 millones. Considero que presentar las cifras de esa manera es una presión indebida sobre la autoridad. En telefonía básica Telefónica gana plata, no pierde, por lo tanto, sus pérdidas no se deben en lo absoluto al decreto tarifario.

- La Subtel ha dado a entender que ya hay cierto nivel de competencia en algunos servicios.

- La competencia en este sector por fin está empezando a surgir. Sería francamente increíble que cuando recién comienzan a recogerse los frutos, se cancele el proceso.

- ¿Cuántos años más son necesarios?

- El decreto debiera estar vigente hasta el 2004 y en ese momento la Comisión Resolutiva, tal como lo establece la ley, debiera revisar las condiciones de competencia en que se encuentra el mercado. Es obvio que en larga distancia el mercado ya es competitivo, con más de 10 operadores y nadie tiene una participación superior al 50 por ciento. También estamos frente a un mercado competitivo en telefonía móvil. Pero en telefonía fija hay un solo operador - Telefónica- , que tiene más del 80 por ciento del mercado. El segundo tiene menos del 5 por ciento.

- ¿Incluye a VTR dentro de los pequeños operadores aniquilados si se atienden los requerimientos de Telefónica?

- Sí. Nosotros somos pequeños que estamos destinados a ser grandes rápidamente si las reglas del juego se mantienen, pero si en este minuto se cambian nadie podrá resistir una embestida frontal o indirecta de Telefónica.

- ¿A qué se refiere con eso?

- A atacar a un competidor pequeño - Telefónica es casi 20 veces más grande que cualquier otro en telefonía fija- en los territorios y pequeños segmentos de mercado donde esos operadores están presentes. Las espaldas financieras de Telefónica y su práctica de realizar subsidios cruzados, empaquetando distintos servicios para los mismos suscriptores, conformarían una ofensiva irresistible por parte de un competidor pequeño.

- ¿Cómo ve el mapa de las telecomunicaciones en el futuro?

- En este sector nadie tiene destino si no forma parte de un gran proyecto multinacional, como VTR a través de United Globalcom, CTC a través de Telefónica y Entel a través de Telecom Italia, por nombrar algunos. Pero además es necesario tener en el mercado chileno un proyecto integral de telecomunicaciones. El que provee un solo servicio tendrá un futuro muy difícil.

Por Cindy Rivera M.




Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Blas Tomic piensa que en el futuro sólo sobrevivirán aquellos operadores que formen parte de un proyecto multinacional de telecomunicaciones y que ofrezcan un proyecto integral de servicios.
Blas Tomic piensa que en el futuro sólo sobrevivirán aquellos operadores que formen parte de un proyecto multinacional de telecomunicaciones y que ofrezcan un proyecto integral de servicios. "El que provee sólo un servicio, tendrá un futuro muy difícil", asegura.
Foto:Ricardo Figueroa
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales