ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Domingo 29 de Agosto de 2010

Nuevo "cacique" de Colo Colo y consuegro de Piñera:
Traiguén, Tokio, Batuco, los pasos empresariales de Hernán Levy

Su primer negocio fue traer los encendedores desechables a Chile. Hoy, Cerámicas Santiago provee más del 50% de los ladrillos del país.  
Camila Miranda Krauss 1977, Tokio. Hernán Levy Arensburg, consuegro del Presidente Piñera y quien el martes recién pasado se convirtió en el accionista mayoritario de Colo Colo -al comprar en US$ 13 millones las acciones de Gabriel Ruiz Tagle-, acaba de descubrir su primer negocio, con el cual amasará una pequeña fortuna para luego dar el salto a una fábrica de ladrillos, la misma que mantiene hasta hoy. En la capital nipona asiste a un seminario, quiere fumar y baja a comprar fósforos. Obviamente no habla japonés y hace el gesto de prender un cerillo. Le pasan a cambio un encendedor desechable. No los conoce, y su sorpresa crece al ver que son muy, muy baratos. Decide importar 10 mil. Un sábado de ese mismo año, con la ayuda de su secretaria, los deja no sin dificultad en consignación en los quioscos del centro. El lunes se han vendido todos, y más que el negocio de los encendedores, ha descubierto el de lo desechable. Vendrán paraguas y anteojos, entre otros, importados desde Japón y vendidos en la cifra mágica de la época: 100 pesos.

La anécdota, cuentan cercanos, no sólo marca el inicio de la vida empresarial de este ingeniero civil después de un par de años en ProChile, sino su personalidad: tiene buen ojo, es tozudo, independiente. En el fondo, persevera hasta que consigue lo que quiere. Rasgos innatos y quizás reforzados por su educación. Es el mayor y único hombre de cuatro, y a los 11 años ya ha dejado su Traiguén natal para terminar humanidades en la Alianza Francesa de Santiago. El hit importador dura poco. Los ochenta comienzan y Hernán Levy se enfoca en su nuevo proyecto: una fábrica de cerámicas. El negocio no le es ajeno. Su abuelo, Ricardo Levy -quien llegó a Chile a principios del siglo XX con un contrato para adoquinar Traiguén- fundó en esa ciudad en el año 1917 una fábrica de tejas de arcilla.

Batuco es el lugar elegido para este emprendimiento. Aunque parte en plena crisis económica y como a tantos empresarios, el dólar le pega fuerte, sigue adelante. Según el empresario Guillermo Larraín, dueño de la constructora Concreta, el ingreso de Levy y sobre todo la inauguración de una moderna planta a fines de los noventa cambió de alguna manera el mercado. "Antes, sobre todo épocas de alta demanda en la construcción, había que hacer malabares para que los pedidos llegaran o no fueran 'desviados' a otra obra", cuenta.

Hoy Cerámicas Santiago da empleo directa e indirectamente a 400 personas, produce en un día lo que a principios de los 80 se hacía en un mes y provee más de la mitad de los ladrillos que demanda la construcción en Chile.

Batuco es también la localidad en la que ha canalizado su interés por lo social, cuenta un amigo de la Cámara Chilena de la Construcción.

En ésta, una de las zonas más pobres del país y donde las tasas de analfabetismo son el doble que el promedio nacional, existen sólo tres jardines infantiles y uno es el que este empresario entregó a la comunidad. Allí se educan 132 niños de los quintiles más pobres, pero según las tías y administradoras del lugar, cada año reciben más de 250 postulaciones. La gran dificultad es elegir a quién aceptar y a quién no, más cuando son hijos de madres que necesitan viajar a Santiago para trabajar.

A pesar de esta veta, agrega una persona de su círculo más cercano, nada más alejado de Levy que querer parecer santurrón. Una imagen que difícilmente proyecta en todo caso: "Es muy buen amigo de sus amigos, pero también malas pulgas", resalta un cercano. Algo que dejó entrever en la conferencia que dio el martes, cuando declaró que ser consuegro del Presidente lo tenía sin cuidado.

Aún así, no esperaba la batahola que produjo su ingreso a Colo-Colo, el equipo que ha seguido desde chico y que ni su paso como estudiante por la Universidad de Chile destiñó, ha comentado a sus cercanos.

 


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
El martes recién pasado compró en US$ 13 millones las acciones de Gabriel Ruiz-Tagle en Colo Colo.
El martes recién pasado compró en US$ 13 millones las acciones de Gabriel Ruiz-Tagle en Colo Colo.
Foto:HECTOR FLORES


[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales