INTERNACIONAL

Martes 2 de Agosto de 2005

Vicepresidente de Sudán:
Paz en jaque por muerte de Garang

El ex líder rebelde era garantía de que los acuerdos que terminaron con 21 años de guerra civil se consolidaran.
Hace sólo tres semanas, John Garang, el ex líder rebelde sudanés, había logrado para él y su movimiento algo que hasta hace pocos años parecía imposible: Había jurado como Vicepresidente del mismo gobierno contra el que había luchado durante más de 21 años.

Su muerte, el sábado pasado, en un misterioso accidente de helicóptero cuando regresaba al país desde Uganda, abre un período de incertidumbre sobre el futuro de Sudán y del proceso de paz que recién en enero pasado había logrado acabar con la guerra civil más larga de África.

Aunque hasta el momento no existen indicios que apunten a un atentado, poco después de anunciarse oficialmente la muerte de Garang estallaron disturbios en Jartum (donde murieron 24 personas) y en otras dos ciudades.

Pero independientemente de cuáles fueron las causas de la caída del helicóptero, con su muerte abre un período de gran incertidumbre sobre el futuro de la paz en el país. La declaración de ambos bandos sobre su intención de seguir adelante con el proceso de paz parece no ser garantía suficiente para espantar las nubes que se ciernen sobre el país.

"Claramente va a haber un retroceso en el proceso de paz. El momento en que esto ocurrió es el peor posible, sólo tres semanas después de que Garang asumiera la Vicepresidencia", afirma a "El Mercurio" David Shinn, politólogo de la Universidad George Washington y ex vicejefe de la misión de EE.UU. en Sudán.

La guerra civil en este país africano -que dejó 1,5 millón de muertos y 4 millones de desplazados- estalló en 1983, cuando el régimen de Jartum, árabe y musulmán, quiso introducir la ley islámica (sharia) en el sur del país, de tradición africana, cristiana y animista. El descubrimiento de grandes yacimientos de petróleo en la región sólo agravó el conflicto.

Según el acuerdo de paz suscrito en enero, los ex rebeldes del Ejército Popular de Liberación de Sudán (EPLS) tendrían el control del 30% de los cargos nacionales, además de la posibilidad de elegir sus propias autoridades en el sur. Las ganancias por el petróleo serían repartidas entre el norte y el sur, y en seis años más se convocaría a un referéndum para que el sur decidiera si quiere la autonomía total.

En todo caso, el gobierno de Jartum siempre podrá dar marcha atrás al proceso de paz mientras el sur no se ponga de acuerdo sobre un gobierno aceptado por todos los sectores de la región.

Divisiones internas

Esto se presenta como un potencial punto de conflicto, ya que el EPLS ha estado amenazado por divisiones internas desde que se firmó el acuerdo de paz. Con el fantasma de un enemigo común desaparecido, surgieron voces que acusaban a Garang de dirigir el movimiento en forma casi dictatorial, de haberse apoderado de todos los cargos más importantes y de haber abandonado la idea de una independencia del sur del país.

Aparte de la Vicepresidencia del país, Garang también tenía el cargo de presidente del gobierno del sur, y regía con mano firme el EPLS. Ahora, sin Garang, la pregunta es quién será capaz de mantener unido al sur. Aunque Jartum no lo ha confirmado, el EPLS afirmó ayer que el ex jefe del estado mayor de la organización, Salva Kiir, sucederá a Garang como Vicepresidente del país y presidente del sur. Kiir es un líder muchos menos carismático y con menos contactos internacionales que Garang, aunque a su favor se le atribuye un estilo de mando más proclive a compartir responsabilidades.

"Las características del liderazgo que asuma ahora en el EPLS es, a corto plazo, un punto central para el futuro del proceso de paz", afirma Shinn. Pero no todo está perdido. "Si hay compromiso de ambas partes, tanto del Gobierno como de los rebeldes, el proceso todavía puede continuar", agrega el analista.


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
El gobierno y los líderes del ex grupo rebelde llamaron a la calma a la población, que salió a manifestar por la muerte del Vicepresidente.
El gobierno y los líderes del ex grupo rebelde llamaron a la calma a la población, que salió a manifestar por la muerte del Vicepresidente.
Foto:REUTERS


[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales