NACIONAL

Sábado 7 de Febrero de 2009

Andrés Zaldívar y la polémica por la invitación de un diputado DC a Cuba:
Es un error del gobierno y en ello la Presidenta tiene la última palabra

El ex ministro dice que la decisión de Bachelet deteriora su relación con un partido que "ha trabajado lealmente en su gobierno"

GLORIA FAÚNDEZ H.

A 50 kilómetros de Talca se ubica el fundo "La Esperanza", refugio del ex ministro Andrés Zaldívar. Es su tradicional lugar de descanso veraniego y, este año, quiere agregar un nuevo vínculo con la zona, ya que pretende volver al Senado representando a la VII Región Norte.

Desde allí critica con dureza la invitación a Cuba de la Presidenta Bachelet al diputado José Miguel Ortiz, pese a la abierta oposición DC al viaje, y advierte que "entrar por la puerta trasera" termina por "deteriorar las relaciones".

-El diputado Ortiz confirmó que aceptaba integrarse a la delegación oficial a Cuba. ¿Qué le parece?

"Hay un error del gobierno en hacer la invitación. La DC es parte del gobierno y si ha decidido no participar en el viaje, ya que hay muchos dirigentes DC que están presos en Cuba o en la disidencia, el gobierno se debiera haber abstenido de invitar a un diputado o dirigente. Entró por la puerta trasera de la DC".

-¿Qué efectos tendrá este episodio en la relación entre la DC y La Moneda?

"No hay el respeto debido a un partido que está en el gobierno y que trabaja lealmente con él. Genera problemas y dificultades en las relaciones. Van quedando pequeñas heridas que no son necesarias. Yo no veo cuál es el objeto de hacer esta jugada, que es dejar descolocada a la DC. Es un error".

-El PPD se queja de que la Presidenta no lo toma en cuenta en los nombramientos y se invita a un parlamentario DC a contrapelo de la directiva ¿Cómo califica la relación entre el gobierno y los partidos?

"Falta aplicación y sensibilidad para no provocar problemas indebidos. ¿Por qué no se hablan las cosas a través del canal que corresponde, que son las directivas? Si no es así, las cosas empiezan a deteriorarse y las confianzas a quebrarse. Insisto es un error del gobierno y, en ello, la Presidenta tiene la última palabra. ¿Qué se pretende? Si es un logro negativo. La DC tiene que ser respetada como partido y esta invitación fue un error".

-El gobierno ha señalado que esta es una visita de Estado y que, por ello, no corresponde hacer gestos a la disidencia...

"Eso no es cierto. Cuando luché contra la dictadura de Pinochet, siempre fui recibido por los Jefes de Estado y por los representantes de todos los gobiernos. Cuando vino el Papa tuvo una entrevista con la oposición chilena. Quien fija las condiciones de la visita no es sólo el país invitante sino que también el invitado. Una visita de Estado no puede guardar silencio en Derechos Humanos. Siempre hemos sostenido que hay el derecho de todos los estados en representar sus quejas. Espero que la Presidenta en su visita a Cuba represente este sentimiento de Chile".

-¿Por qué cree que Bachelet no agenda un encuentro con la disidencia cubana?

"Ella tendrá razones que tiene que explicar al país. Yo no hubiera ido por la inauguración de una feria del libro. Debe haber otras razones."

-¿Qué le parece la decisión del diputado Ortiz de acceder a la invitación?

"Él debería haberse atenido a lo que había decidido la directiva. Pero las relaciones de los partidos no tienen que sujetarse a decisiones de tribunales de disciplina permanentemente. Lo que se tiene que hacer es constancia de la discrepancia".

-¿Cómo se explica que la DC se niegue a integrar la delegación presidencial a Cuba y, en paralelo, abra negociaciones con el PC para un pacto parlamentario?

"Los DC siempre hemos sido contrarios a todo tipo de dictadura, sean de derecha o izquierda. En Cuba y en Chile con Pinochet, en eso queremos ser consecuentes. Pero hoy con el PC es un tema distinto. No sería partidario de un acuerdo programático porque no tenemos coincidencias, pero es diferente un pacto electoral que tiene por objeto terminar con la exclusión. O tratar de derrotar el sistema binominal. Un acuerdo de tipo electoral, pragmático, es perfectamente posible".

-Hay una evidente contradicción y se han levantado quejas desde la propia DC...

"Nosotros no tenemos una afinidad con el PC, tenemos discrepancias profundas. Pero el PC de hoy no es el mismo de cuando se derrumbó el muro de Berlín. Prefiero conversar con los comunistas en la mesa y tenerlos debajo de ella, pateando las canillas muchas veces y con razón".

-Adolfo Zaldívar apoyó su candidatura presidencial y se queja que eso no es recíproco...

"Son cosas diferentes. Cuando él me apoyó estábamos en el mismo barco, y era lo que procedía. No quiero confundir los temas familiares con las cosas políticas. Pero no podría ayudarlo".

"No me negaré a asumir una candidatura senatorial"

-¿Está afinando su regreso al Parlamento?

"Me han ofrecido volver, sobre todo aquí en la Séptima Norte, donde tengo muchas relaciones. Vamos a ver esto de aquí a marzo; por supuesto que lo haría, si soy útil para dar una campaña parlamentaria. A mí, la actividad en el Senado me llenó mucho en cuanto a mi forma de hacer las cosas, y no me negaré a asumir una candidatura senatorial si se dan las condiciones. Mi inclinación es que si soy útil, voy a dar la batalla".

-Usted protagonizó la última primaria oficialista con Ricardo Lagos. ¿Cree que José Antonio Gómez debe bajar su candidatura, dado el previsible resultado de su competencia con Frei?

"Si es por eso, el año 99 debería haberme retirado, porque desde un comienzo supe que las encuestas me eran muy adversas; sin embargo tomé la decisión con mi partido de no retirarnos. Hay que ser respetuosos, si Gómez cree que esta es la manera de llevar adelante una campaña y proyectar al PR y sus liderazgos, es legítimo. Ahora, que esto lo pueda sostener hasta el final... habrá que ver".

-¿Se verá perjudicado Frei si la convocatoria es baja?

"No lo debilitaría, pero no lo potenciaría más de lo que se necesita que lo potencie".

Caso Mirage: "Sé que Patricio Rojas ha pasado un mal rato"

-¿Es de los que pone las "manos al fuego" por Patricio Rojas en el caso Mirage?

"No creo que se trate de poner las manos al fuego. Tengo una confianza personal de muchos años, lo conozco de toda la vida, es una persona correcta, que no he visto que se haya enriquecido con la política. A él se lo ha convocado como testigo".

-¿Ha tenido contacto con él?

"Sé que ha pasado un mal rato. Hablé por teléfono con él, por supuesto".

-Se ha instalado un debate respecto de si la responsabilidad del caso corresponde al gobierno de Aylwin o al de Frei...

"Aquí no es un tema de si es el gobierno de Aylwin o de Frei, si tuvo su inicio en un gobierno y terminó en el otro. Hay que investigar en todo sentido y será el ministro quien determine responsabilidades. Tengo confianza en Aylwin y Frei, que han demostrado integridad en todo sentido, como también en los ministros de ambos gobiernos. Si fue en un gobierno u otro... comenzó en uno y terminó en el otro.

"La DC es parte del gobierno y si ha decidido no participar en el viaje, se debieran haber abstenido de invitar a un diputado o dirigente. Entraron por la puerta trasera de la DC".

"No hay el respeto debido a un partido que está en el gobierno y que trabaja lealmente. Genera problemas en las relaciones... van quedando pequeñas heridas que no son necesarias".

"La Presidenta tendrá razones que tiene que explicar al país (sobre por qué no se reúne con la disidencia cubana). Yo no hubiera ido por la inauguración de una feria del libro".

ANDRÉS ZALDÍVAR


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir



[+] Vea más fotos    >>
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales