NACIONAL

Jueves 10 de Noviembre de 2005

La versión de Clina Polloni:
Fueron a quitarnos al niño para seguir torturando a Gerardo

La cuñada del coronel Gerardo Huber tuvo que enfrentar a los ex militares que buscaban al hijo menor del oficial asesinado.

XIMENA MARRÉ V.

Clina Polloni, cuñada del asesinado coronel Gerardo Huber, tiene la firme convicción de que él fue torturado antes de morir. También, de que las amenazas que ella recibió de los oficiales de Ejército que buscaban a su sobrino de 6 años fueron una señal de que algo estaba mal. Y por eso no duda en nombrar entre ellos al ex jefe de la Dine general (r) Víctor Lizárraga, con quien fue careada ayer.

-¿Cómo es reconstituir la desaparición del coronel Huber y enfrentar a los militares?

"Es bastante difícil porque han pasado 13 años y medio; pero a pesar de todo uno se acuerda de todos los hechos, porque fue tremendamente traumante en esa época y en este momento todavía muchos de los recuerdos están vívidos. Llegar a enfrentarme a estas personas ha sido muy difícil, y en el fondo creo que siento todavía un poco de miedo. Pero, por otro lado, uno tiene la esperanza en la justicia, así es que hay que hacerse el carácter y el esfuerzo para ir a enfrentarlos. Realmente, no quería ni verles las caras, pero tuve que hacerlo y estoy feliz de que lo hice. Siento que tuve el apoyo del juez, que fue extraordinario, y de las personas de Investigaciones".

-¿Los ex oficiales mantuvieron sus versiones contradictorias con sus declaraciones?

"Absolutamente contradictorias, y entre ellos también".

-¿Cree que su testimonio es crucial para reconstruir las últimas horas de vida del coronel Huber y de su desaparición?

"No me di cuenta en un comienzo de que era tan importante, pero en los careos me he dado cuenta de que es muy importante, porque cada miembro de la familia que dice algo, por muy pequeño que sea, sirve para aclarar la verdad".

-¿Los oficiales buscaban a su sobrino José Ignacio?

"Ellos buscaban documentos y a José Ignacio (el hijo menor del coronel Huber) para llevárselo al Hospital Militar y obligarnos a decir que Gerardo se había suicidado".

-¿Usted se dio cuenta de lo grave que era que buscaran a José Ignacio?

"Yo lo sabía desde San Alfonso, porque fui amenazada por Julio Muñoz; cuando me llevó al sendero me dijo: "el cabrito va a ser el próximo". Es un sendero que lleva al puente colgante de los Astorga, que pasa al otro lado del camping. Lógicamente que a Gerardo lo tenían secuestrado y lo torturaban con que a la familia le iba a pasar algo y con José Ignacio, porque era el menor. Fueron a quitarnos a José Ignacio para seguir torturándolo".

-¿Hay una cueva cerca de ahí donde había huellas de zapatillas?

"Sí, pero yo no vi las huellas. Adrianita me pasó unas zapatillas de Álex, iguales a las que usaba Gerardo, y calqué las suelas. Se las pasé a Julio Muñoz y ellos las rompieron y me dijeron que no tenía ninguna importancia. Después se las pasé a mi esposo y él le dijo a Julio Muñoz que fueran a la cueva. Mi marido vio huellas similares y otras de zapatos planos".

-¿Cree que ése fue el último lugar donde estuvo su cuñado?

"No, creo que ahí estuvo de paso. Creo que lo secuestraron en la casa de la familia Tapia y al lugar donde iban pasaron por la cueva, se quedaron un pequeño período. Por un sendero lo atravesaron por el puente colgante de los Astorga. Mi hipótesis es que lo tuvieron en una cabaña secuestrado cinco días y ahí se lo llevaron a otro lugar".


Herramientas Reducir letras Aumentar letras Enviar Imprimir
Clina Polloni fue careada ayer con el general (r) Víctor Lizárraga, quien fue a Linares a buscar a su sobrino.
Clina Polloni fue careada ayer con el general (r) Víctor Lizárraga, quien fue a Linares a buscar a su sobrino.
Foto:JUAN FRANCISCO SOMALO
  • Servicios El Mercurio
  • Suscripciones:
    Suscríbase a El Mercurio vía Internet y acceda a exclusivos descuentos.

    InfoMercurio:
    Todos los artículos publicados en El Mercurio desde 1900.

    Club de Lectores:
    Conozca los beneficios que tenemos para mostrar.

Versión Digital

  • Revistas
    El Mercurio
  • PSU@ElMercurio.com Ediciones Especiales